LA EDAD DE BRONCE DE LAS SERIES ESPAÑOLAS

20 abril, 2011

Por Chico Santamano.

 >>

Atención. A continuación podrán leer un post nada llorón, complaciente y pelín iluso y en el que me congratulo bastante del panorama televisivo actual. Cínicos y/o guionistas con blog abstenganse de seguir leyendo.

>>

Hace unas semanas un colega se planteaba una duda existencial. ¿Por qué en Gran Bretaña hacen series que están a años luz de las nuestras? No tienen una población muchísimo mayor que la de España y con IT Crowd o Misfits demuestran que el presupuesto no es tan importante, por lo que las sobadas excusas del multitarget (tramas para el abuelo y la niña globomedia) o la pasta quedaban completamente anuladas.

A este colega se le olvidaba tener en cuenta otros aspectos, claro…
>>

…los ingleses suelen hacer temporadas de SEIS episodios. Lo cual te permite dedicarle una cantidad de tiempo maravilloso a cada uno de los capítulos. Ya saben que en esto del audiovisual español el tiempo no brilla como el oro, pero cuesta como el platino.
>>

…los ingleses tienen una tradición larguísima en ficción. Non stop desde Shakespeare hasta las grandes producciones de la BBC. Ellos no han tenido un parón de cuarenta años por cortesía de una dictadura cateta. Cuarenta años del audiovisual donde directores, actores, técnicos y guionistas han tenido que aprender sobre la marcha, sin una formación adecuada ni la posibilidad de contar con unos presupuestos dignos.
>>

…si los curritos del set están en pañales imagínense los directivos de las cadenas. ¿No les alucina leer noticias como estas? Un canal de televisión va como el culo y ponen al frente a un tipo que viene del diario Marca. ¿Cuántas veces no se han sentado en un despacho y han pensado “Madre mía… ¿qué sabe este tipo de tele?”. Yo he visto poner cara de poker a una responsable de ficción de una cadena generalista de este país al hablarle de “The office”, “Curb your enthusiasm” o “Arrested development”… ¡No tenía ni idea de qué hablaba!
>>

Por suerte el relevo generacional también se está dando en los despachos y nos encontramos con una nueva hornada de ejecutivos dispuestos a arriesgar de verdad con nuevos géneros. A juzgar por el panorama actual ya no podemos decir que siempre se hace lo mismo. Si hace DOS años nos hubieran dicho que en nuestra parrilla iban a convivir series de romanos, piratas, ángeles y demonios, ninjas, cárceles futuristas, barcos en entornos apocalípticos, forajidos, niños con superpoderes… no nos lo creeríamos, ¿verdad?
>>

La revolución ha llegado al fondo de las series, a ver si ahora conseguimos revolucionar la forma. Ya saben… formatos de 25 y 45 minutos YA, por favor. Compañeros que confeccionáis las parrillas… ¿Y si os hacemos dos de 45 en lugar de uno de 80 y ya vosotros, si eso, los emitís del tirón? Con todo el cariño os lo digo… Sois un coñazo con estos formatos imposibles.
>>

En fin… que vivimos una era de bronce de la que podemos sentirnos orgullosos y esperanzados. Claro que no estamos todavía al nivel de “The Shield” o “Dexter”, pero coño… No podemos llegar a esos puntos de excelencia sin pasar por hacernos un “Equipo A” o un “Coche Fantástico”. Y ahí estamos, en ese momento de “amago de serie generacional” que con la perspectiva del paso del tiempo se ve con vergüenza, pero que en su momento se disfrutaron de lo lindo.
>>

Es evidente que nos queda un largo camino. Pero en los últimos años nos hemos plantado en los 80 casi casi sin pasar por los setenta.
>>

Felicidades.


A %d blogueros les gusta esto: