FELIZ 12714

30 diciembre, 2011

por Sergio Barrejón.

Llega el tiempo de los propósitos de año nuevo. Mi propósito permanente de año nuevo es no necesitar propósitos de año nuevo. No llegar a fin de año con la sensación de que tengo que reencauzar mi vida, organizarme mejor y aprovechar más el tiempo.

Demasiado ambicioso, ¿verdad?

Propongámonos algo más realista. Por ejemplo, el método de organización de tiempo para guionistas que descubrí el otro día en el interesantísimo blog de Scott Myers, Go Into The Story, y que paso a traduciros en seguida. Es la cuarta entrega de la serie Cómo triunfar en el guión… intentándolo en serio:

—————————————-

MARCARSE OBJETIVOS

(por Scott Myers)

Lo voy a poner muy fácil. 4 números para recordar:

1, 2, 7, 14.

1: Leer 1 guión por semana.

Selecciona los de tus películas favoritas. O haz un estudio de género: varios guiones seguidos del mismo género. Intenta leer guiones de géneros que no te gustan especialmente, para experimentar con distintos tonos y atmósferas. Pero cada semana, lee por lo menos un guión de largometraje.

2: Ver 2 películas por semana.

Ve al cine y elige una película por puro entretenimiento. Mézclate con espectadores reales, te ayudará a recordar el público al que te diriges. Luego ve a Netflix o ponte un DVD, y estúdiate una película. Fíjate en sus puntos de giro. O mejor, haz una escaleta, escena por escena. Sea un estreno, o un clásico. Pero cada semana, hay que ver por lo menos 2 largometrajes.

7: Escribir 7 páginas por semana.

O una página al día. Te puede llevar diez minutos, te puede llevar una hora. Te lleve lo que te lleve, cáscate una página al día, de manera que cada semana produzcas 7 páginas de guión.

14: Trabaja 14 horas a la semana preparando una historia.

Así es como aprenderás el delicado arte de recopilar proyectos. Mientras estás escribiendo una historia, estás preparado otra. Documentación. Lluvia de ideas. Desarrollo de personajes. Trama.

Madruga. O encuentra tiempo a la hora de comer. Resérvate algunas horas después de cenar. O trasnocha. Sea como sea, araña dos horas al día para preparar historias. Abre un archivo maestro de Word. O hazlo en un cuaderno. Mete en ese archivo todo lo que se te ocurra. Te sorprenderá la cantidad de material que generarás en un mes. La mayor parte de los guionistas profesionales alternan varios proyectos a la vez. Aquí puedes empezar a desarrollar esa habilidad: escribir un proyecto, preparar otro. Dos horas al día, para que al final de la semana, hayas dedicado 14 horas a preparación.

1, 2, 7, 14.

Objetivos claros, simples. Objetivos diarios, semanales.

Si haces eso, esto es lo que tendrás en un año:

Habrás leído 52 guiones.

Habrás visto 104 películas.

Habrás escrito 2 guiones de largometraje.

Multiplícalo por 5 años: 260 guiones, 520 películas, 10 guiones originales.

Eso quiere decir que podrías haber leído todos y cada uno de los 101 mejores guiones según la WGA, más otros 159.

Eso quiere decir que podrías haber visto todas y cada una de las 250 mejores películas según IMDB, más otras 270.

Eso quiere decir que podrías haber escrito el mismo número de guiones originales que Lawrence Kasdan (el de En Busca del Arca Perdida, Fuego en el Cuerpo, El Guardaespaldas)

Todo marcándote estos simples objetivos:  1, 2, 7, 14.

————————————–

El artículo original de Scott Myers, completo, se publicó el 10 de Noviembre de 2011 aquí.

Feliz 12714 a todos.


A %d blogueros les gusta esto: