EL SKETCH MEJOR ESCRITO DE TODOS LOS TIEMPOS

17 febrero, 2015

Por Alberto Pérez Castaños.

El pasado viernes Noel Ceballos publicó un magnífico recopilatorio con los momentos clave de la historia del ‘Saturday Night Live’. Como es lógico, el recopilatorio incluía “More Cowbell”, en mi opinión uno de los sketches mejor escritos de todos los tiempos. No se equivoca Noel cuando dice en la descripción que debería estudiarse en todas las escuelas de guión, porque es absolutamente perfecto en todos los aspectos. Tiene de todo: estructura, frases memorables, Will Ferrell, Christopher Walken y, por supuesto, un cencerro. Es probable que a estas alturas no quede nadie por conocer a Bruce Dickinson (sí, THE Bruce Dickinson) y a Gene Frenkle pero, por si acaso, podéis verlo aquí.

“More Cowbell” fue emitido el 8 de abril del año 2000, escrito por el propio Will Ferrell y Donnell Campbell. Fue un éxito instantáneo y pasó a formar parte de la cultura popular americana de manera irremediable. Años después todavía seguían parando a Christopher Walken por la calle y molestándole en los restaurantes: ¿le recordaban lo maravilloso que estuvo en ‘El Cazador’ o en ‘Atrápame si puedes’? No, le decían que a la ensalada que se estaba comiendo le faltaba algo. ¿El qué?, preguntaba él. Exacto: MORE COWBELL.

Por supuesto, “More Cowbell” es uno de mis sketches favoritos. Qué demonios: es mi favorito. Lo veo cada poco tiempo para fortalecer mi ilusión por escribir comedia y para recuperar la fe en la humanidad en general. Porque definitivamente merece la pena vivir en un mundo en el que Will Ferrell se puede poner una camiseta de seis tallas menos y tocar el cencerro “explorando el espacio”.

Sí, sin duda fue bonito recordarlo una vez más y, encima, hacerlo junto a otras 29 piezas históricas. Pero ese momento de placer y comunión con el planeta se vio interrumpido. El autor del recopilatorio mencionó ALGO que yo no recordaba y que hubiese preferido que siguiese siendo así. Sin embargo, se trata de la razón por la que he decidido escribir este post.

Como recordaréis, allá por el año 2009 se estrenó la versión española del ‘Saturday Night Live’, que consistía en adaptaciones de los guiones originales al castellano con actores de aquí. En su primer capítulo, que tuvo como host a Antonio Resines, ocurrió ese ALGO:

Obviamente, no voy a enumerar las razones por las que el Saturday español fue un programa fallido, más que nada porque llegaría unos seis años tarde a hacerlo y no tendría mucho sentido (aunque en este reciente y genial post de Alejandro Pérez se habla algo sobre el asunto). Sin embargo, al recordar la versión del “More Cowbell”, no sin sentir dolor, sí me hice algunas preguntas: ¿cómo es posible que un producto literalmente copiado de otro que es sobresaliente no funcione?, ¿qué es lo que hace que la versión española falle? Así pues, a continuación voy a intentar responder a estas preguntas:

1. Todo es mentira: La comedia funciona cuando es de verdad. En este sketch, absolutamente todo es mentira. Por alguna razón, en algún momento de nuestra historia reciente, alguien decidió que los actores que interpretan a heavies tienen que hablar como gorrillas desdentados adictos al crack. Nadie sabe por qué, pero es así. Y amigos, ya HUELE. Ningún heavy habla así. Debemos parar esa mierda y debemos pararla ahora. Sin embargo, Edu Soto interpretando al líder de la banda es una suma del Neng de Castefa y un bufonesco Rosendo Mercado cuyo resultado no es otro que el disparate. ¿”Stoppin’ now”?, ¿en serio estamos haciendo esto? Estoy convencido de que Edu Soto no necesita recurrir a esos tópicos interpretativos para brillar. No entiendo por qué ocurre eso.

Y lo mismo pasa con Secun de la Rosa en el papel del productor Cristoph Cristopherson. De nuevo, otro actor con talento de sobra que cae en el error de la exageración innecesaria. El personaje habla con molestos falsetes y haciendo cuernos con los dedos todo el rato porque, claro, es heavy y los heavies hacen cuernos cuando hablan.

Y no quiero olvidarme de mi detalle favorito: como es un productor que “hace discos de oro”, le ponen… una camisa estampada con discos de oro. Capitán Obvio al rescate de la comedia.

Al Dickinson de Walken te lo crees. E incluso, aún sabiendo que ni él es productor musical ni tú músico, deseas con todas tus fuerzas que te haga un disco de baladas con cencerro. Al Christopherson de Secun de la Rosa ni te lo crees ni quieres volver a saber de él durante el resto de tu vida.

2. La ejecución: Como he dicho al principio, este sketch tiene frases memorables. Al menos sobre el guión, porque luego hay que ejecutarlas bien. En boca del productor de la versión española todas estas frases son chistes fallidos, remates sin efecto. La versión original es hilirante gracias a la sobriedad de Walken, su tono, su tempo… Todo es una delicia. Todo sale bien. Sin embargo, la española no funciona porque se hace sin ritmo, demasiado rápido, chillando… Se convierte el material original, puro y brillante, en una absurda caricatura.

Un ejemplo de esto es que con el “I got a fever…” de Walken se hicieron camisetas, pósters… Se convirtió en un chiste popular, es una de esas líneas de diálogo que hacen ganar mucho dinero al guionista y que son más un regalo para el actor que otra cosa. Con el “Me estoy poniendo malito…” de la versión española no se hicieron camisetas, ni pósters, ni nada porque, de vez en cuando, en España también tomamos buenas decisiones.

camiseta

3. La comedia física: Cuenta Jimmy Fallon –el batería que se ríe en la versión original y, bueno, en todos los sketches que hizo en SNL– que el resultado en los ensayos no era tan gracioso, pero que antes de salir en directo el señor Ferrell se puso una camiseta bastante más ajustada y… BOOM.

Ver al bueno de Will empujando con su culazo a sus compañeros de banda mientras golpea su cencerro con la barriga fuera es gloria bendita. Insuperable. Y todo un marrón para Antonio Resines, encargado de darle MORE COWBELL al asunto español. ¿Cuál es el problema aquí? No sólo que Resines no es Will Ferrell, algo demasiado obvio como para ser un problema. Para empezar, a Resines no se le sale ninguna lorza durante el sketch. Eso, mal. Luego, y lo más importante, que su movilidad “explorando el espacio” deja bastante que desear. Sencillamente, no es gracioso moviéndose. Pero, ojo, voy a romper una lanza a favor de Resines. A mi juicio, es el único que parece entender que no hace falta exagerar el personaje para que haga gracia. De hecho, la pieza va mínimamente bien cuando él habla. ¿Por qué? Porque habla como una persona normal.

lorzas

4. La canción: Como bien apunta Noel Ceballos, nadie del equipo pareció darse cuenta de que ‘Los rockeros van al infierno’, la canción de Barón Rojo que se interpreta en la versión española, no tiene cencerro. Un sketch que se llama “Más cencerro” y que se hace sobre una canción que carece de cencerro es un sketch que carece de sentido.

Se podría decir que la versión española de “More Cowbell” es un ejemplo clarísimo de cómo no adaptar un material a tu lengua. O, mejor dicho, de por qué no adaptar un material a tu lengua. Y también de cómo no interpretar a un heavy, de cómo no interpretar a un productor musical de renombre y, por supuesto, de cómo no explorar el espacio con el cencerro.

En resumen, es como haber ido a un examen sabiendo las respuestas y aún así sacar un cero. Que, a la salida, el profesor te haya dicho que sabe que has copiado y que estás expulsado. Y que, encima, de camino a casa haya empezado a llover y, al llegar, haya lentejas para comer. Vamos, que todo mal, todo para olvidar. Algo que, afortunadamente, parece que hemos hecho.


WE WERE GIVEN GOLD

19 septiembre, 2014

por Sergio Barrejón.

La semana pasada se estrenó la tercera temporada de Amar es para siempre, serie en la que trabajo desde que arrancó, hace ya nueve años, bajo el título de Amar en tiempos revueltos.

A principios de esta semana, se dio a conocer a la prensa la nueva serie de Resines: Aquí paz y después gloria. Se hizo mediante una nota de prensa en la que se citaba a TRECE actores y a CERO guionistas.

Captura de pantalla 2014-09-19 a la(s) 11.26.26

El ninguneo de las cadenas (en este caso Tele5) y de las productoras (en este caso Mandarina) al trabajo de los guionistas es algo que no nos sorprende. Lo que nunca dejará de sorprenderme es el ninguneo de los propios compañeros.

¿La nueva serie de Resines?

¿Ha creado él los personajes? ¿Ha pasado meses diseñando las tramas? ¿Ha escrito los diálogos?

Si en el primer párrafo de este post mencionaba que llevo nueve años trabajando en Amar, es porque, en estas nueve temporadas, el equipo de guionistas siempre ha recibido con ilusión las noticias que llegaban desde Dirección sobre el casting.

Recuerdo lo afortunados que nos sentíamos de poder contar con actores de la talla de Pilar Bardem, Hector Colomé o Ana Otero en la primera temporada (que entonces pensábamos que sería la última). Recuerdo cómo nos admiraban las interpretaciones de Begoña Maestre y una entonces desconocida Inma Cuesta en la segunda temporada. Cómo nos alegrábamos cuando fichaban a algún actor no tan famoso, pero cuyo trabajo conocíamos. Cómo nos contábamos entre nosotros “es buenísimo, yo lo vi en tal corto, o en tal obra de teatro”.

Recuerdo también cómo nos entristecía que no cuajasen las negociaciones para fichar a algún actor que admirábamos (Enrique Villén estuvo a punto de entrar en la serie, por ejemplo).

Las pocas veces que alguien me ha preguntado algo en una rueda de prensa, nunca me he olvidado de subrayar que el mérito de mi trabajo se lo debo en gran parte a los actores. Ellos son los que dan vida a mi trabajo.

Por eso no deja de sorprenderme el obstinado olvido de algunos actores hacia los guionistas. Un actor hablando con la prensa de SU PERSONAJE sin mencionar siquiera a los guionistas que lo crearon mucho antes de que el actor estuviera siquiera contratado, no es sólo un mal compañero, sino que además está tirando piedras contra su propio tejado.

Guionistas ninguneados = guiones mediocres.

Guiones mediocres = interpretaciones flojas.

Queridos actores: estamos en el mismo equipo. Si nos alegramos de contar con buenos actores es porque entendemos que vuestro talento va a hacer brillar el nuestro. Pero sed coherentes: no penséis que vuestro talento puede brillar sin el nuestro.

Cuando el sindicato americano de guionistas declaró una huelga en 2007, actores como Sean Penn, Holly Hunter, Harvey Keitel, Kate Beckinsale, Ethan Hawke, Susan Sarandon, David Schwimmer, Patricia Arquette, James Franco, Eva Longoria y muchos otros participaron desinteresadamente en una campaña titulada Speechlessmicrocortometrajes que ilustraban lo desvalido que puede llegar a estar un actor sin guión.

¿Lo hicieron por solidaridad? Sólo en parte. Como profesionales del audiovisual, ellos sabían lo importante que es contar con guiones de profesionales. Coherente, ¿no?

Cuando en 2002, el veterano actor John Spencer ganó un Emmy por su interpretación de Leo McGarry en The West Wing, lo agradeció con estas palabras:

“Un actor es tan bueno como el material que le dan. Y a nosotros nos dieron oro”.

¿Lo dijo por humildad? Sólo en parte. Después de una vida entera dedicada a la interpretación, trabajando con guiones buenos, mediocres y horribles, había llegado a la conclusión de que sólo se puede ser actor cuando se tiene un buen guión. Coherente, ¿no?

Mientras tanto, en España…

No hay respuesta. Esto es la serie de Resines.

Queridos actores: la próxima vez que os pregunten por vuestro personaje, acordaos de John Spencer. De Sean Penn. De Susan Sarandon. Acordaos de las tardes que pasásteis estudiando nuestros diálogos.

No os pedimos solidaridad. Sólo coherencia.

Queridos periodistas del audiovisual: la próxima vez que ESCRIBÁIS sobre una serie, acordaos de preguntar quién la ESCRIBIÓ. Para copiar y pegar notas de prensa no hace falta ir a la Universidad.

Querido redactor que escribiste el titular “Resines, Fiti y la chica de Buenafuente“, si no quieres que se te note el machismo, procura llamar a Belén Cuesta por su nombre, o por su cargo en el programa de Buenafuente, tal como haces con los hombres.

Actualización 19.09.14, 12.23: En estos momentos, la ficha de la serie en imdb proporciona los nombres de 19 actores, 2 sonidistas, 2 dobles de acción 1 vídeo assist y 1 auxiliar de producción. ¿Adivinan cuántos guionistas?


COTILLEOS / TEMPORADA OTOÑO INVIERNO

11 septiembre, 2013

resines

Por Chico Santamano.

No hay nada como unos meses de vacaciones; descansas, viajas, retomas “The Shield” y quedas con colegas que te cuentan cotilleos absurdos que no cambian tu vida, pero elevan tu alma al cielo de la frivolidad.

Ya saben que soy el encargado en Bloguionistas de cumplir con esta labor social tan necesaria. Así que… Ahí va una batería de cotilleos.

Que ustedes los disfruten.

>

ALGO HUELE A IBÉRICO EN DINAMARCA

Dicen que el productor de la serie danesa más importante de los últimos años, o al menos la más conocida por la mayoría, ha comprado los derechos de una novela de misterio española.  El libro tiene protagonista femenina y un componente autonómico muy muy fuerte. Lo cual, si finalmente se lleva a cabo, hará su adaptación de lo más curiosa.

>

FRONTERAS PARA QUÉ OS QUIERO (1)

El año pasado, la productora de “Frágiles” vendió un proyecto de ciencia-ficción a los yanquis. Y este dio lugar a “Starcrossed”.

Parece ser que otra productora española lo ha vuelto a conseguir, pero esta vez no es para CW sino para la FOX. También ciencia ficción, pero lejos de la trama teen de la primera.

>

FRONTERAS PARA QUÉ OS QUIERO (2)

Pero esa expansión no se queda ahí. Esa misma productora ha colocado otro proyecto en una cadena inglesa. Y cuando digo cadena inglesa quiero decir LA cadena inglesa. Esa para la que todos los guionistas del mundo sueñan escribir (con permiso de la HBO). En esta ocasión, no sólo serían los creadores sino que además producirían la serie directamente para los ingleses, en inglés, con actores de allí posiblemente aquí y en colaboración con un canal español.

>

EL PRESENTADOR NINJA

Me cuentan que hay un exitoso presentador, antiguo guionista, que vive obsesionado con la defensa personal. Dicen que estaba fascinado con el “tema ninja” y contrató al único ninja en activo en España… Vamos a repasar este concepto que me vuelve loco “NINJA EN ACTIVO”. Bien, pues lo llama, lo invita a paella en su casa de la playa y se interesa por cuánto hay de verdad en la fama de excelentes trepadores que tienen los ninjas. El pobre incauto confirma que es cierto y el presentador le pregunta si sería capaz de subir a ese árbol tan alto de su jardín. El ninja mira el árbol, acepta el reto y diez minutos después el presentador tiene que llamar a urgencias porque el experto en artes marciales se ha fostiado desde lo alto y se ha roto una pierna.

Pero su obsesión con la autoprotección no termina aquí. Dicen las malas lenguas que después de recibir clases de defensa personal, contrató a un tipo para que le atacara por sorpresa. Le dio las llaves de su casa y le pidió que se presentara un día concreto a cualquier hora. Él estaría esperándolo. Y lo esperó… lo esperó y no dejó de esperarlo. El tipo no apareció en todo el día. Cuenta la leyenda que dejó plantada a la estrella mediática porque a su mujer la ingresaron y se olvidó de avisar al presentador. Y este pobre lo estuvo esperando durante 24 horas con una sobredosis de adrenalina total.

>

EL ENCANTADOR DE HUMANOS

Hay un rumor muy loco sobre un famoso adiestrador de perros. Ya saben que en España hay un millón de adiestradores de perros famosos, así que este cotilleo va a ser bastante críptico. Lo siento, ¿eh?

Bueno, pues uno de esos adiestradores recibió una oferta muy seria de una productora para hacer una serie de ficción con él como protagonista. ¿De qué iría? Pues de un tipo que llega a un pueblo deprimido por la crisis económica y comienza a adiestrar a LOS VECINOS. Les enseñaba a ser positivos en la vida, a saber ir a entrevistas de trabajo y todas esas cosas importantes que puede enseñarte el típico adiestrador famoso de perros.

>

RESINES (1)

No existe un acontecimiento más esperado para los tuiteros españoles que el estreno de la nueva serie de Resines. Se titula “He visto un ángel” y con total seguridad será una noche memorable para todos aquellos destripadores virtuales. Pues bien, parece que van a tener que esperar un poco más. Primero la productora despidió en bloque al equipo de guionistas original. Ahora la cadena ha visto el resultado de los primeros episodios y les han dicho que PAREN y que vuelvan a hacerla… “más divertida”.

>

RESINES (2)

Recordemos que en su nueva serie Resines interpreta a dos hermanos gemelos. Uno es un caradura y otro un cura. Por supuesto, el cambio de identidad y los enredos que eso conlleva están asegu… Un momento. UN MOMENTO. ¿No se hizo ya una serie MUY PARECIDA a esta?

1202289037_extras_ladillos_1_0

En 2007, Arturo Fernández estrenó “Como el perro y el gato”. Una serie que tuvo un paso más que fugaz por la parrilla de la cadena pública y de la que sólo se acuerdan los enfermos mentales como un servidor. Y aunque TVE se ha afanado en hacerla desaparecer de su web y de Youtube (en caso de que algún día alguien se molestara en subir algo), aún sobreviven noticias como ESTA.

Además, la entrañable producción de Valerio Lazarov contaba con la siguiente sinopsis:

“Arturo Fernández vuelve a Televisión Española con una serie de humor, de tintes surrealistas, en la que interpreta un doble papel. Fray Pelayo y Luis Valdemar son dos hermanos que hace más de 40 años que no se ven.

Luis Valdemar, el hermano caradura y mujeriego, regresa a España tras más de 40 años de ausencia. A su llegada, se encuentra con una situación familiar bastante precaria. La familia está pasando una época de vacas flacas. Luis comprende que ésta es su oportunidad de erigirse como el cabeza de familia, el líder de los Valdemar, una posición con la que siempre soñó pero que nunca pudo ocupar porque, para eso, ya estaba su hermano mayor, Arturo.

Sin embargo, Arturo no puede ocuparse ni de su cuñada ni de sus sobrinos porque ha tomado los hábitos (…).

Las antiguas rencillas reaparecen ahora que Luis ha vuelto y quiere ocupar el lugar dejado por su hermano. Entre los dos hermanos, se encuentra Lola (Silvia Tortosa), la cuñada viuda de la que Luis se enamora perdidamente”.

Vale, ESTÁ BIEN. Arturo era un fraile y Resines un cura, pero… esto… ¿EN SERIO?

Tras la loca loca loca experiencia de Cheers, ¿Resines ha decidido volver con un nuevo remake? ¿Ha pasado de ser el nuevo Kelsey Grammer al nuevo Arturo Fernández? ¿De verdad NADIE se acordaba de esta serie? No les culpo.

No tengo más cotilleos, señora.


A %d blogueros les gusta esto: