CUATRO MOTIVOS PARA NO IR AL CURSO DE ROBERT McKEE

30 septiembre, 2019

Viene un gringo famoso a dar clase de guión y todos como borregos a oírle.

¿Esto qué es, Bienvenido Mr. Marshall? Veamos por qué no habría que seguir a la masa.

1. El precio.

¿MIL EUROS? ¿NOS HEMOS VUELTO LOCOS?

Es con toda probabilidad uno de los seminarios de guión más caros del mundo (lo que no le impide ser también el más solicitado). ¿Cuánta gente puede gastarse 936€ en un curso de cuatro días? Para muchos, es una cantidad prohibitiva, insultante casi.

Sin embargo, cuando uno analiza el precio con detalle descubre que quizá no sea tan prohibitivo. Por ejemplo, McKee te da la oportunidad de asistir un día, dos, tres o el curso completo, configurando así el precio según tu bolsillo, tu agenda, o según el contenido que más te interese. Es un seminario sobre géneros. En la primera sesión hablan de comedia, en la segunda de acción, la tercera está dedicada al terror y la última se centra en series de TV. Si lo tuyo es escribir series de acción satirizando el género de terror vas a palmar mucha pasta. Pero muchos guionistas estarán más interesados en profundizar en uno o dos géneros y podrán ahorrarse el resto.

Pero además existen varios tipos de descuentos. Todos los estudiantes universitarios o de secundaria pagan un 20% menos. Los miembros de la Academia de Cine, socios de DAMA, y todos los profesionales asociados a las múltiples entidades y sindicatos que colaboran con la organización se ahorran un 10%. También hay entre un 10% y un 20% de descuento para grupos (quizá quieras usar la sección de comentarios para contactar con gente interesada en formar un grupo). Y los miembros de la comunidad ECAM (alumnos, ex alumnos, profesores y personal) obtienen hasta un 40% de descuento.

Así, por ejemplo, un estudiante universitario interesado en comedia y acción podría acudir los dos primeros días por 416€. No es calderilla, cierto. Ahora bien, teniendo en cuenta que cada jornada son 8 horas y media de clase, más la ronda de preguntas, estamos hablando de 46€ la hora por recibir clase del profesor de guión más solicitado del mundo. Barato no es, pero tampoco disparatado.

2. Ese tío no ha escrito ninguna película

LUEGO NOS DIRÁN “ESCRIBE DE LO QUE SABES”, NO TE JODE

Es cierto que el imdb de Robert McKee no es el de Rafael Cobos o Jorge Guerricaechevarría. El tema es que Cobos y Guerricaechevarría tampoco dan seminarios intensivos donde profundizan a saco en todos los aspectos de los géneros cinematográficos desde el punto de vista del guión.

¡Un momento! Dirán algunos. ¿Qué hay de el Máster de la Carlos III? ¿Qué hay del máster de Salamanca? ¿O de la misma ECAM? ¡Ahí sí que da clase gente con mucho currículum de guionista! Cierto. Pero ¿cuánta gente admiten cada año en esas titulaciones? Por no hablar de que el coste es muy superior al de este seminario.

Un extenso currículum profesional garantiza algo de criterio, nadie lo niega. El tema es que muchos guionistas de extenso curriculum, incluso ganadores del Oscar, aseguran que McKee es uno de los mejores profesores de guión del mundo. Y es que McKee ha dedicado su vida a enseñar, no le ha quedado tanto tiempo para escribir. O quizá es que no tiene el talento necesario para aplicar sus lecciones a su propio arte. Pero quizá esa dedicación exhaustiva y esa renuncia a la escritura sea precisamente lo que le permite orientar el talento ajeno hacia la excelencia artística.

3. Todo lo que va a decir ya está en sus libros.

ME COMPRO EL TOCHO Y ME AHORRO SETECIENTOS PAVOS

Buena idea. Y ya puestos a ahorrar, puedes también dejar de ir al teatro. Las obras pueden leerse. Puedes dejar de ir a conciertos. ¿Para qué pagar pudiendo oír las mismas canciones en Spotify? Puedes incluso dejar de ir al cine. Te descargas los guiones y listo.

Un evento de estas características te da mucho más que una transcripción del contenido del libro. Para empezar, asistes a la aplicación práctica de cada ejemplo con sus correspondientes proyecciones. Además, la forma de comunicar de McKee es una lección de guión y de sentido del espectáculo en sí misma. Para postre, tienes un coloquio posterior donde aclarar dudas y preguntar lo que quieras.

Y de remate, está la ventaja de coincidir en tiempo y espacio con cientos de personas interesadas en la profesión. Me da tirria el anglicismo que se usa para esto, pero ya sabes a lo que me refiero. La oportunidad de departir con colegas, de conocer a gente de la industria, de hacer todo tipo de contactos… Sólo eso ya hace que merezca la pena el desembolso.

4. Todos los gurús son unos farsantes.

NO HAY FÓRMULAS MÁGICAS PARA ESCRIBIR BUENOS GUIONES

No hay fórmulas mágicas para nada. Y sí, todos los gurús son unos farsantes. También todos los haters. Y son los haters los que se refieren a McKee como un gurú. Él nunca se ha puesto ese título.

Un sano escepticismo es estupendo. Pero que no se convierta en nihilismo. De la nada no sale nada. Una base teórica siempre va a ser de ayuda cuando estés perdido. McKee no ofrece fórmulas mágicas ni éxito garantizado. Pero enseña una panorámica de lo que ya ha tenido éxito. De las fórmulas que han funcionado. Simplificar y ver eso como una exhortación a rellenar la quiniela con los resultados de la semana pasada es un ejercicio de cinismo. Con ese mismo argumento podemos despreciar a Mamet, a Lajos Egri, a Stanislavski, al Arte Nuevo de hacer comedias, y hasta a Aristóteles.

No hay fórmulas mágicas, pero hay herramientas. Hay un acervo. Y hay un truco casi casi mágico: esforzarse constantemente por seguir aprendiendo y mejorando.

———–

En definitiva, McKee es gringo, es famoso, y muchos van como borregos a oírle. Pero ninguna de esas tres cosas contradice el hecho de que en sus clases hay mucho, mucho que aprender. Y que su estilo puede ser muy inspirador para mucha gente. Para otra gente puede resultar irritante, ampuloso, arrogante. Es cuestión de gustos. Pero el gusto es algo que merece la pena educar para ampliar conocimientos, no algo que fortificar para protegernos de lo distinto. Un gringo famoso viene a dar clase de guión y tú podrías aprender mucho de él.

O no, yo qué sé.

por Sergio Barrejón.


MADRID: EL FUTURO DE LAS SERIES

29 abril, 2019

La mejor forma de aprender es enseñando. Dar clases de guión me obliga a replantearme constantemente lo que sé sobre mi oficio. Porque es muy fácil venderse ideas a uno mismo. Pero cuando hay que vendérselas a un auditorio, la cosa cambia. Y cuando uno se enfrenta a un auditorio formado por estudiantes, cuyo estado natural es el cuestionamiento constante del dogma, uno aprende a descartar las ideas débiles muy rápido.

Es una herramienta muy útil para el guionista: ideas brillantes las tiene todo el mundo de vez en cuando. Lo que distingue a un profesional es, por un lado, la capacidad de desarrollar las ideas buenas y, por otro, la capacidad de descartar las ideas malas rápidamente, sin dedicarles demasiado tiempo ni energía.

Cuento todo esto porque el próximo curso voy a ser tutor de proyectos en un proyecto docente nuevo al que me incorporo con muchas ganas, porque lo organiza una escuela en la que he trabajado mucho, la ECAM, y lo coordina mi amiga (y co-fundadora de este blog) Ángela Armero. En su currículum, montones de créditos en TV y cine, una legislatura en la presidencia del sindicato ALMA y una abultada experiencia docente.

Nunca antes ha habido tanto interés internacional por la ficción seriada hecha en España. Plataformas mundiales como Amazon y Netflix han abierto sedes en Madrid. Series creadas en España están entre las más vistas del mundo. Parece evidente que el mercado va a necesitar guionistas formados específicamente en ese campo. En este contexto, Ángela ha tenido la idea de montar un máster específico en guión de series de ficción.

La suma del prestigio de la ECAM y la experiencia de Ángela Armero han facilitado que muchos profesionales de primera línea hayan querido sumarse al proyecto como profesores. Hace un par de semanas decidí reunirme con algunos de ellos para charlar del proyecto y que contasen cómo van a enfocar este nuevo máster. Empezando, lógicamente, por su coordinadora.

SERGIO BARREJÓN: Ángela, ya hay varios másteres de prestigio en España donde te enseñan cine, documental, cortometraje. El de la ECAM es exclusivamente de series de ficción. ¿No es esto una baza en contra?

ÁNGELA ARMERO: Yo creo que es una baza a favor. Por una parte, en la ECAM ya hay una formación de tres años que profundiza en todos esos ámbitos, e incluso se asoma a la literatura y el teatro. Pero este máster atiende a cómo es la televisión ahora. Y es un tablero de juego que cambia constantemente. Por eso nuestra formación está muy actualizada, te permite profundizar en formatos que hace diez años no existían. Pensamos que es un sector lo suficientemente variado como para hacer un máster específico.

Aparte de la asignatura propia, que consiste en desarrollar un proyecto de serie en grupos reducidos de 2/3 alumnos, hay varios talleres donde se profundiza en los géneros y formatos que vemos en la ficción seriada, que no se ven en el cine, ni en los programas de entretenimiento. Tratamos todo lo que cabe en el paraguas de la ficción, que es muy amplio y se reinventa cada día. Estudiamos Comedia, Serie de autor, Serie diaria, Ciencia ficción, Hechos reales, Transmedia… Y cada asignatura la enseña un guionista en cuyo currículum hay muchos trabajos de ese género.

Tener el tiempo necesario para centrarnos en todo esto es el valor distintivo de este máster. Eso, y por supuesto el prestigio de la ECAM, que es un valor seguro después de dos décadas formando a gente muy reconocida. Además, nosotros incorporamos un profesorado de alto nivel, que están en activo en el sector y por tanto son capaces de reflejar la realidad cambiante del mercado.

Ángela Armero.

S.B. Hablando de esa realidad cambiante: Netflix acaba de inaugurar su hub europeo en Madrid. Esto va a ser un polo de atracción para la industria audiovisual. ¿En este máster vais a tener profesores que puedan decir ‘vengo de hacer una serie en Netflix’?

Á.A. Por supuesto. Estíbaliz Burgaleta ha escrito para Netflix en Las chicas del cable. Esther Martínez Lobato es una de las creadoras de La casa de papel. El profesorado es muy versátil, vamos a abarcar todos los aspectos de la industria. Y esa versatilidad a veces se ve incluso en un solo docente. Un ejemplo: Verónica Fernández acaba de coordinar y hacer la producción ejecutiva de Hache para Netflix. Pero antes venía de escribir Seis hermanas, una diaria. Y antes de eso, Ciega a citas, una comedia. También semanales como Hospital central y varias películas. Álvaro Fernández Armero ha escrito y dirigido muchas películas y series antes de crear Vergüenza para Movistar. Carlos Vila escribió Presunto Culpable y Los misterios de Laura, que tuvo su adaptación al mercado estadounidense.

La versatilidad es clave. Queremos que el alumno salga preparado para insertarse en el mercado de la ficción seriada, habiendo tratado todos los géneros, habiendo escrito mucho, y conociendo a los actores principales de la industria.

Efectivamente, el mercado de las series abarca mucho más que las plataformas. En España, por ejemplo, la franja de sobremesa sigue reuniendo a millones y millones de espectadores cada tarde, para ver telenovelas como Amar es para siempre o, dejadme barrer para casa un momento, Servir y proteger. Y si hablamos de escribir telenovelas, es complicado encontrar a alguien que sepa más que Aurora Guerra.

S. B. Aurora, estamos en un momento de fascinación por las plataformas. Pero las series diarias siguen siendo un maravilloso entrenamiento para guionistas. Son como el Vietnam de las series. Si sales vivo de ahí, eres indestructible. Tú has sobrevivido no ya a escribir una diaria… sino a coordinar dos series diarias a la vez durante años.

AURORA GUERRA. Sí, yo he estado con Puente Viejo desde 2010. Y la he dejado ahora, o sea que he estado nueve años. Y con Acacias han sido cinco años. Y lo de Vietnam es verdad. A los guionistas que aguantan el ritmo de una serie diaria, y son capaces de generar buenas ideas a ese ritmo, yo me los llevaría a cualquier sitio. Aunque está muy extendida la idea de que la serie diaria es un género menor, para mí lo único que tiene menor es el presupuesto.

De hecho, me parece mucho más complicado escribir diarias que prime-time. Yo ahora, cuando tengo que hacer un desarrollo para prime-time, lo hago con una relajación y una facilidad pasmosa, porque vengo de tener que sacar cinco capítulos a la semana, con sus cinco escaletas, y además escribir las biblias.

Aurora Guerra.

S.B. Claro, al ritmo que se genera argumento de las diarias, un escaletista no se puede permitir tener “un mal día”.

A.G. Cierto. Mis equipos de Acacias y Puente viejo en general han sido buenísimos, pero sí que hemos tenido un par de incorporaciones que no lo han resistido. Y eran gente experta, ¿eh? Pero no han podido soportar el formato. O sea, que imagínate alguien con poca experiencia. Además, cuando empiezas tienes ganas de experimentar, de ser muy libre, y el formato diario es muy rígido, te tienes que amoldar a una “plantilla”.

Pero también es verdad que es un formato muy bueno para desarrollar la imaginación y el ingenio para la elipsis. Porque tú en una diaria tienes que poder narrar un montón de cosas (un incendio, un terremoto, un diluvio), pero todo lo que tienes es un plató donde esas cosas no se van a ver. Como guionista, eso es un reto.

Lo que pretendo con mis clases en este máster es trasladar mi experiencia a la gente que empieza. Algo así como contarles en directo lo que es ser guionista, los problemas que se van a encontrar trabajando como guionistas, y específicamente como guionistas de diaria. Está bien hablar de teoría, de estructura de guión, de cuántos pulsos tiene que tener y de cómo dejar un capítulo en alto. Pero además de todo eso, voy a contarles las cosas como son de verdad, el día a día en la mina.

S.B. En este máster se van a enseñar todos los tipos de series. Desde sitcom a diaria, pasando por hechos reales y muchos más. ¿Es realista montar una coctelera con tantos ingredientes?

A.G. Yo creo que un buen guionista tiene que saber moverse y bailar todos los bailes. Después de nueve años haciendo diarias, a mí ahora me ven como “la de las diarias”. Pero curiosamente, antes escribí bastante humor y me veían como “la de la comedia”. Y ahora me he ido a Alea Media donde tenemos todo tipo de proyectos en desarrollo. Quién sabe, igual hago una de terror, me sale bien y empiezan a encasillarme como “la siniestra esa”.

Uno de los profesores al que sería imposible encasillar es Carlos López. El autor de blockbusters de cine como La niña de tus ojos y coordinador de éxitos televisivos de prime-time como El príncipe, impartirá sin embargo en el máster un taller específico sobre otra de sus especialidades (como guionista y como docente): las miniseries basadas en hechos reales.

S.B. Carlos, ¿por qué un taller sobre series basadas en hechos reales?

CARLOS LÓPEZ. Siempre me ha llamado la atención el formato. Porque, en cierto modo, todo lo que escribimos nace de la realidad, pero cuando partes de algo concreto que ha ocurrido el formato tiene otros códigos. Y otra categoría, porque tienes que plantearte cómo le vas a contar al espectador algo cuyo final ya conoce. ¿Cuál es el interés?

En mis clases explicaré cómo manejar la documentación, cómo convertir lo increíble en algo verosímil, y cómo fabricar una mentira para contar una verdad. Van a ser unas cuantas sesiones en las que trabajaremos a fondo con ejemplos, y partiremos de un hecho real para que el alumno dibuje una serie o un proyecto de serie propio.

Carlos López.

S.B. ¿La ficción basada en hechos reales es un formato al alza?

C.L. Sí, ha ido a más. Hoy en día cualquier serie de ficción que arranque con un cartón que diga “Basado en hechos reales” tiene ya una categoría especial. En las nuevas plataformas también. Fíjate en Waco (Paramount/Movistar), Fuga en Dannemora (Showtime/Movistar), o A Very English Scandal (Amazon).

S.B. Estamos en mitad de un boom de las series, o en mitad de una burbuja, según a quién preguntes. ¿Cómo ves tú el momento actual?

C.L. Yo creo que no es una burbuja por dos razones. Por un lado, yo recuerdo cuando, hace muchos años, estando en la Facultad, se decía “llegará un día en que podamos decidir lo que queremos ver en la televisión desde el sofá de nuestra casa”. En aquel tiempo decir eso era igual de absurdo que decir “llegará el día en que puedas invitar a cenar a un selenita”. Pero ha pasado, y eso ha cambiado radicalmente los hábitos de consumo.

Por otro lado, está la globalización: las plataformas de streaming han roto las barreras territoriales. Tanto para los espectadores como para contarlas. Las series viajan mucho, es muy fácil encontrar espectadores que se interesen por ellas en la otra punta del mundo. Y ha cambiado por tanto la forma de escribirlas.

Y en ese sentido, internacionalmente se está corriendo la voz de que los guionistas españoles tienen mucho talento para escribir series. La casa de papel ha demostrado que aquí hay un producto muy exportable y muy competitivo. Los españoles llevamos muchos años haciendo, con pocos medios, series que conectan con el público. Y eso es muy atractivo para las plataformas. Y de repente están viniendo a España productoras de Latinoamérica buscando ideas para series.

S.B. ¿Y todo esto realmente se puede enseñar?

C.L. Yo no me creo capaz de enseñar una receta, una fórmula, un mecanismo. Pero los profesores que estamos aquí hemos trabajado suficientes años en esto como para advertir qué errores no debes cometer, qué cosas te puedes encontrar, qué forma de trabajo has desarrollado estos años, y luego aplicar un análisis sobre la obra hecha. A partir de ahí, también depende de cada uno, del talento y las ganas que traiga.

Uno de los profesores más curtidos profesionalmente en la industria es Javier Olivares, quizá el guionista más conocido de España gracias a su éxito El Ministerio del Tiempo. En el máster, Javier Olivares impartirá una clase específica sobre el oficio del showrunner.

S.B. Javier,¿Por qué parece que hoy en día todo guionista quiere ser showrunner?

JAVIER OLIVARES. Bueno, es mejor que antes, que todos querían ser directores (risas). No, cada uno tiene su trayectoria vital y puede hacer lo que le plazca. Pero tiene sentido que el creador de una serie aspire a ser showrunner, para asegurarse de que su serie sea lo que él tenía en la cabeza.

Ahora bien, ¿todo el mundo puede ser showrunner? Bueno, hace falta experiencia, y no sólo de guión, porque entras en terrenos que no son de guión. Tienes que saber un poquito de todo. De recursos humanos, de trabajar con actores y directores…

Javier Olivares.

S.B. Tu currículum como guionista habla por sí solo, pero además eres uno de los pioneros en la lucha por el reconocimiento del guionista y por el derecho de los creadores a estar al frente de sus series.

J.O. Estudiar la forma en que se hacen las series ha sido mi obsesión y la de mi hermano Pablo toda la vida, desde antes de que Teresa de Rosendo y Josep Gatell publicasen ese libro tan estupendo, Objetivo Writers’ Room. Cuando Tom Fontana vino a dar un curso de tres días en Barcelona, allí sólo éramos doce, y yo creo que al final me odiaba de tanto como le preguntaba. Cuando vino Søren Sveistrup, el GAC me dijo “oye, modera tú la mesa con él” y yo dije “no, no, que si estoy en la mesa no aprendo. Yo quiero estar tomando notas”.

Mi conclusión es que el showrunner no es el que manda, así sin más. Es el que manda… con criterio. Es un gestor. Y tanto mejor showrunner serás cuanto mejor sea tu equipo, en el sentido de que incluya voces diferentes, y te planteen retos, que no se limiten a decirte “sí, señor”. Tu objetivo es hacer que la creatividad de toda esa gente sea positiva y haga crecer la serie. Es una especie de entrenador de fútbol que diseña una táctica, una forma de atacar y defender, una forma de crear. Tienes que fichar a la gente ideal para llevar a cabo esa táctica.

Me habría gustado reunirme con más futuros compañeros de máster, pero es complicado juntarlos, porque todos son guionistas que están hasta arriba de trabajo. Bien pensado, mejor así. Porque, si al principio decía que dar clases de guión me obliga a replantearme lo que sé sobre mi oficio, hacerlo en compañía de autores de tanto prestigio y trayectorias tan amplias me hace plantearme si sé algo sobre mi oficio.

El Máster en guión de series de ficción de la ECAM comienza en octubre de 2019 y ya está abierto el plazo de inscripción.

Texto: Sergio Barrejón. Fotografías: Ana Álvarez Prada


¡AL RICO GUIÓN!

30 junio, 2015

Por David Muñoz

Cada vez que termina un curso escolar pienso lo mismo: es una pena que haya guiones que podrían dar lugar a películas interesantes que solo son leídos por los profesores y los compañeros de sus autores.

Por eso, igual que ya hice el año pasado, hoy voy a “presentar en sociedad” algunos de los guiones más interesantes cuya escritura he tutorizado durante el curso 2014-15.

Para seleccionar los guiones he tenido en cuenta tres cosas: que haya escritas versiones que ya estén listas para “salir al mundo”; que tengan algo especial o diferente que pueda llamar la atención de algún productor o director; y claro está, que me gusten. Obviamente es todo muy subjetivo, claro. Pero en eso consiste también nuestro trabajo: en despertar el interés, en gustar. Y conmigo estos guiones han conseguido su propósito. Estoy seguro de que no soy tan raro como para que no haya más gente que piense como yo cuando los lea.

Bueno, no me enrollo más. Aquí están los cuatro guiones de este año explicados por sus autores. Lo que les he pedido es que cuenten la historia, que digan a qué género pertenece, que expliquen cuáles han sido sus referentes, en qué estado está el guión y si quieren o no dirigirlo.

“Auf Wiedersehen, miño amor” es un guión escrito por tres alumnos del Máster de Guión para cine y Televisión de la UPSA: Rebeca Serrada, Marina García y Francisco Nárvaez. Se trata de una comedia muy divertida, y que pese a que no queda muy claro en su sinopsis, no es solo “una peli de viejos” (con perdón). Hay una subtrama muy importante protagonizada por el nieto del protagonista que acaba dando lugar a los momentos más emotivos de la historia.

-¿Hasta dónde estarías dispuesto a llegar por amor (a los 65 años)? El gallego Mariano no lo tiene nada claro cuando el casanova de su amigo Paquiño le convence para ir a una caravana de solteros a Benidorm. Bueno, sí que lo tiene claro: el amor (y el sexo) se ha acabado para él. Sin embargo, en Benidorm Mariano conoce a Menchu, una española residente en Alemania, y se enamora de ella. Pero cuando acaba la fiesta, Menchu tiene que volver al país de las currywurst y la cerveza y Mariano a su casa. Incapaz de quitársela de la cabeza y sin saber si ella siente lo mismo, Mariano acaba viajando a Alemania en coche con Paquiño, su nieto y UN CENTOLLO, decidido a convencer a Menchu para que vuelva a Galicia con él.

-Comedia/road movie

-Por tono: “8 apellidos vascos”, “Que se mueran los feos”, “Bienvenidos al norte”, “2 tontos muy tontos”, “Supersalidos”.
Por tema: “Vivir es fácil con los ojos cerrados”, “Pequeña Miss Sunshine” y “Transamérica”.

-Tenemos una primera versión del guion que acabamos en el taller de largometraje del máster. Actualmente estamos en proceso de reescritura para tener una segunda.

-No nos sentimos preparados para asumir la enorme responsabilidad de dirigir.

-rebeca.serrada@gmail.com

“Héroe” está firmado por Álvaro Zalaya, uno de mis alumnos de guión de segundo curso de la ECAM y es un guión magnífico, muy divertido y original, sobre un héroe predestinado, un “elegido” que se niega a serlo. Si pienso en que Álvaro tiene solo ventipoquitos años hasta me da un poco de rabia que haya sido capaz de escribir algo tan bueno siendo aún un pipiolo.

-En el “Valle de los Héroes” todo el mundo nace destinado a convertirse en un gran héroe. ¿Todo el mundo? ¡No! Porque Krel, hijo de uno de los guerreros más legendarios de todos los tiempos, quiere ser granjero en vez de héroe. Eso lo que le hace realmente feliz. Pero los magos que promocionan el sistema de héroes no están dispuestos a permitírselo. Para forzarle a comportarse de manera heroica, los magos deciden quitarle lo que más le importa en la vida: su rebaño de ovejas, lo que le obligará a emprender una búsqueda junto a su mejor amigo, el único en el pueblo que, pese a las ganas que tiene de ser héroe, no está destinado a grandes hazañas. Juntos afrontarán los peligros del viaje luchando por NO vivir una aventura.

-Animación, comedia, aventura.

-“Shrek”, “Cómo Entrenar tu Dragón”, “El Señor de los Anillos”, “La Princesa Prometida”.

-Finalizado.

-No tengo interés en dirigirla.

-zalayaalvaro@hotmail.com

Pablo Bartolomé fue alumno mío en Salamanca, y el año pasado él y José Álvaro Rodríguez se pusieron en contacto conmigo para que tutorizara la escritura de un guión inspirado en el caso real del asesino en serie conocido como el “Arropiero”. Después de muchos meses de duro trabajo el resultado es la primera versión de un thriller que se titula “Tiburón” que tiene poco que envidiar a los títulos que ellos citan como influencia.

1974. Mar, una prometedora psiquiatra forense, debe sumarse al viaje que van a llevar a cabo tres policías y un asesino recién detenido, Manuel Delgado Villegas, para tratar de localizar los cadáveres de las víctimas de los más de 30 asesinatos que éste sostiene haber cometido. Algo que de ser ser cierto le convertiría en el primer asesino en serie español.
Mar debe determinar si Delgado es un frío criminal consciente de sus acciones, o un demente. De ello depende que sea ejecutado o internado en un manicomio.
Sin embargo, el jefe de Mar le deja claro que el gobierno de Franco quiere ejecutar a Delgado. Sea cuál sea la conclusión a la que llegue, su informe debe ser favorable a la condena a muerte. Y el jefe no tiene ninguna duda de que Mar hará lo que le pide, ya que ella no es solo su subordinada, sino la madre de un hijo suyo al que no ha reconocido. Sabiendo que Mar desea que lo reconozca, su jefe cree que no hará nada que pueda provocar su enfado.
“A bordo” de un citróen “Tiburón”, Mar comienza junto a Delgado y los tres policías el viaje más importante de su vida.

-Road movie, thriller rural, intriga.

-“Memories of murder”, “El silencio de los corderos”, “Un profeta”, “La noche de los girasoles”, “La isla Mínima”. No sabemos si se parece en algo a estas o no ¡OJALÁ! Pero son títulos que hemos usado a la hora de plantear atmósferas, personajes, conflictos, relaciones, etc.

-Versión 5 terminada y lista para mover.

-No queremos dirigir la película. Hemos pensado nombres (Alberto Rodríguez, Urbizu, Koldo Serra, Sánchez-Cabezudo) pero estaríamos abiertos a otras propuestas.

-Pablo Bartolomé Jiménez: pablobjimenez@gmail (@pablich)
Jose Rodríguez: jarapa01@gmail.com (@confliktofilms)

“Pablo”, de Eva Saiz, otra alumna de 2º de la ECAM, es quizá mi guión preferido de los que he tutorizado este año. No es el mejor formalmente, pero es el que yo compraría si fuera productor y dirigiría si fuera director.

-Pablo, de ocho años, conoce a otro niño de su edad, Lucas, en un momento difícil de su vida. En el colegio no tiene amigos y en su casa sus padres dedican más tiempo a intentar resolver sus problemas de pareja que a estar con él. Pero gracias a Lucas, Pablo tiene por fin alguien con quien jugar y evadirse de toda la angustia que le rodea.
Solo hay un problema: Lucas no es real. Es el amigo imaginario de Pablo.
Cuando Lucas desaparece sin previo aviso, Pablo se siente más solo que nunca y no duda en escapar de casa para reencontrarse con él.
Durante toda una noche, Pablo vaga por las calles de Madrid tratando de llegar hasta la antigua Casa de Fieras del Retiro, el lugar donde cree que Lucas le está esperando.
Desde el punto de vista de Pablo, el Madrid nocturno se convierte en un escenario más tenebroso y peligroso que los oscuros bosques de los cuentos de hadas.

-Drama, aventura.

-Mi guión se parece a “Donde viven los monstruos” en cuanto a toda la fantasía que construye Pablo en su cabeza para evadir la soledad. E, igual que le pasa al niño de “Babadook” Pablo es objeto de desprecio o indiferencia de todas aquellas personas que le rodean, lo que le provoca bastante angustia.

-Ahora mismo tengo una primera versión acabada, y a finales de Agosto o principios de Septiembre tendré terminada la segunda versión.

-Al escribir el guión me ha sido imposible no dirigir la película en mi cabeza, y creo que es algo que se nota cuando lo lees. Soy la persona que más conoce a los personajes y el mundo en el que se desarrolla la historia, pero aunque quiero dirigir la película no me veo del todo preparada para hacerlo. Para mí lo ideal sería encontrar un director que conectase de manera emocional con lo que he escrito para poder enriquecer la película con la dirección.

-saizlopezeva@gmail.com


TALLERES, GUIONISTAS PREMIADOS Y MÁS ENLACES PARA EL FIN DE SEMANA

14 noviembre, 2014

por Alberto Pérez Castaños.

1. Carlos Molinero, guionista de ‘Cuéntame cómo pasó’, fue galardonado recientemente con el premio Minotauro gracias a su novela ‘Verano de Miedo’. Aquí, una entrevista digital con el autor.

2. Y más guionistas premiados: esta semana se anunció que los hermanos Pablo y Daniel Remón ganaron el premio Lope de Vega de teatro con su obra ‘Muladar’. Ambos han sido entrevistados en Bloguionistas este año; Pablo por el estreno de su primera obra de teatro –’La abducción de Luis Guzmán’– y Daniel por el estreno de ‘Paradiso’ en el Festival de Málaga.

3. El mismo Daniel Remón dará un Taller de Escritura de Guión de Largometraje en la ECAM durante los meses de febrero y marzo del próximo año. Interesados, más información aquí.

4. Pegadle también un vistazo a este curso. Se trata de un Taller de Desarrollo de Series Históricas organizado por la Fundación SGAE e impartido por dos expertos en la materia: Alberto Macías y Rodolf Sirera.

5. ‘Babel’, ’21 gramos’, ‘Amores perros’… Son algunos de los guiones que ha escrito Guillermo Arriaga. En esta conferencia habla sobre la construcción de personajes:

6. Una de las noticias más comentadas de esta semana ha sido el estreno del anuncio de la Lotería de Navidad, pero también la inmediata réplica al mismo de Jon D. Domínguez, director de foto de la maqueta del anuncio pero no del anuncio. En este post cuenta el porqué de esto y su desafortunada experiencia con la productora y la agencia. Curiosamente, un lector nos dejó un comentario contando un caso parecido en una entrevista publicada recientemente.

Buen fin de semana.


5 GUIONES INTERESANTES BUSCAN PRODUCTORA. RAZÓN AQUÍ.

17 junio, 2014

Por David Muñoz

NOTA: Ahora que termino con casi todas mis clases he decidido tomarme también un descanso en Bloguionistas. Volveré por aquí en septiembre (aunque también puede que de pronto me apetezca contar algo y vuelva un poco antes. Veremos) .

Me frustra mucho cuando leo declaraciones de productores y de directores diciendo que “no hay guiones”. Claro que hay guiones, lo que no hay muchas veces es manera de acceder a ellos. Y luego, claro, que una cosa es un “buen” guión y otra cosa es un guión que le interese tanto a alguien como para producirlo o dirigirlo. Son cosas totalmente distintas, aunque a menudo se confundan. El productor o el director no buscan algo “bueno” (término abstracto además sobre cuya definición aplicada a un guion nunca nos pondríamos de acuerdo), sino algo que les toque la fibra sensible. Y por otra parte, los guiones hay que trabajarlos, siempre, es absurdo pensar que uno va a poner un anuncio en Internet y van a aparecer de pronto decenas de guiones que te lleguen al alma y que estén tan bien acabados como para poder ser rodados pasado mañana.

Independientemente de todo esto, la verdad es que sí, que me frustra que haya por ahí buenos guiones que a lo mejor voy a terminar leyendo solo yo o los amigos del autor. Así que, ahora que termina el curso 2013-2014, se me ha ocurrido “presentar en sociedad” los mejores proyectos cuyo desarrollo he tutorizado este año.

Para elegirlos he seleccionado guiones de los que ya hay tratamientos sólidos o una primera versión legible. Este año ha sido un año muy bueno y he tenido la oportunidad de trabajar en muchas historias interesantes (casi todas las que desarrollamos en el Máster de guión de ficción en cine y televisión de la Universidad Pontificia de Salamanca lo han sido, por ejemplo), pero creo que es mejor no enseñar proyectos antes de tiempo, y, si todavía los veo verdes, por mucho que me gusten los he dejado fuera. También he dejado fuera los proyectos del Curso de desarrollo de proyectos cinematográficos iberoamericanos de la Fundación Carolina porque casi todos tienen ya productor y/o director, y los de DAMA Ayuda porque no quiero hablar de ellos antes de que sean presentados oficialmente por DAMA.

Espero que nadie se moleste porque no haya incluido su guión. Que no estén aquí no quiere decir que no merezcan la pena o que no puedan dar lugar a películas mejores que los que he elegido. Solo quiere decir que pienso que aún hay que trabajarlos más antes de permitirles asomar la cara en público.

Tras elegir los proyectos, mandé a sus guionistas un cuestionario con las preguntas básicas que creo cualquiera se haría antes de saber si podría interesarle o no su proyecto.

1.¿Puedes contarme la historia de tu guión en 10 o 15 líneas?
2.¿A qué género pertenece?
3.¿Se te ocurren otras películas con las que pueda guardar alguna similitud en cuanto a tono o estilo?
4.¿En qué estado se encuentra el guión en este momento?
5.¿Qué es lo que te planteas hacer con el guión? ¿Quieres que lo dirija otro o quieres dirigirlo tú?
6. Si quieres dirigirlo, ¿tienes experiencia como director? De ser así, ¿puedes mandarme un link a alguno de tus trabajos?

Y estas son sus respuestas:

NATXO FUENTES es uno de los alumnos “online” de la asignatura dedicado al desarrollo de proyectos de largometraje de 2º de guión del Instituto del cine Madrid. Su guión se llama “1X2” y está inspirado en hechos reales.

1. Durante los años cincuenta, en medio de una España sumida en la pobreza, las recién inventadas quinielas se ven como un modo fácil y rápido de hacerse rico. Gerard, un estafador de poca monta, inventa “un método” para acertar una de 14 que según él es infalible. El único problema es que para aplicarlo necesita hacer muchas quinielas y no tiene dinero para pagarlas. Dispuesto a lo que sea con tal de salir de pobre, Gerard comete un asesinato que le permite conseguir la cantidad necesaria para financiar su método. Pero, cuando por fin logra acertar la quiniela que puede hacerle millonario, la justicia se pone sobre su pista y…

2.Thriller costumbrista con humor negro y tintes “berlanguianos”.

3.“Fargo” de los Coen, “Mal día para pescar” de Álvaro Brechner…

4.Terminada una primera versión.

5.Aunque he dirigido varios cortometrajes, mi primera intención no es dirigirlo. Escribí el guión pensando que otra persona se encargaría de dirigir la película.

Dirección de contacto: natxof@hotmail.es

NORBERTO GONZÁLEZ ha sido un tutorizado “particular” (vamos, que no he sido su profesor en ningún curso). Se puso en contacto conmigo por mail, me contó su historia, me pareció interesante y empezamos a trabajar.

1.Marcos Lassa (32) es un exitoso periodista del corazón que oculta un secreto muy especial: es psíquico. Cuando entra en una habitación, es capaz de “ver” lo que ha ocurrido allí unas horas antes. Pero Marcos no es precisamente un superhéroe: solo usa sus “poderes” para escribir sobre la vida secreta de los famosos. Una noche, mientras realiza una investigación en la habitación de un hotel, Marcos “ve” el asesinato de un niño. Tras sufrir una crisis nerviosa y ser hospitalizado, Marcos decide pedirle a Ángela, su agente y mejor amiga, que le ayude a contratar los servicios de Fran -un ex-policía reconvertido en investigador privado-, para investigar el espeluznante crimen. En su visión Marcos ha visto el rostro del asesino: es César, un primo suyo al que creía desaparecido y con quien comparte un oscuro pasado. Como la única manera de demostrar que César es el asesino son sus visiones, Marcos no puede recurrir a la policía. Solo Fran y él pueden detenerlo. Pero para impedir que César siga asesinando niños, Marcos tendrá que estar dispuesto a sacrificar lo que más quiere. Por fin, descubrirá que no es solamente a César a quien debe temer. Alguien más mueve los hilos de una venganza en la que su primo es simplemente un instrumento.

2.Thriller paranormal.

3.”Night Warning” (1982), “The Hitcher” (1986),” Changeling” (2008), “Prisioners” (2013).

4. He finalizado una primera versión.

5. Me limito a ejercer de guionista. La dirección no es lo mío.

Dirección de contacto: aladinito@gmail.com

MARTA MEDINA DEL VALLE es alumna de 3º de la ECAM. Su guión se titula “Vacaciones” y parte de un argumento suyo y de Rodrigo Barayón.

1.Las vacaciones en la casa de la playa que planearon Claudia y Francisco no están saliendo como ellos querían. El mal tiempo y el aburrimiento empañan el único momento del año que tienen la pareja y sus hijos para estar todos juntos. El tiempo pasa dominado por la rutina y el aburrimiento, hasta que la llegada de Lucía, la hija del primer matrimonio de Francisco, rompe la monotonía de una casa que cada día parece ir haciéndose más pequeña y sofocante. La convivencia, los pequeños -y no tan pequeños- roces van enrareciendo el ambiente y haciendo crecer la distancia entre los miembros de la familia. De la misma manera que el agua de lluvia irá impregnando y abriéndose camino a través del armazón de la vivienda, las rencillas, deseos y frustraciones irán carcomiendo los lazos de los habitantes de la casa, con Carmensa, la asistenta, como testigo.

2.Drama.

3. “La ciénaga”, de Lucrecia Martel, “Festen”, de Thomas Vinterberg (en relación al tono y la temática, no al estilo), “Saraband”, de Bergman, en cuanto al tono.

4. Acabo de finalizar la segunda versión del guión, y en breve empezaré con la tercera versión.

5. Me gustaría dirigirlo en un futuro, cuando tenga más experiencia. Aunque también estaría abierta a que alguien con quien compartiese “visión vital” (por llamarlo de alguna forma) lo dirigiese. Pero si existiese la posibilidad, me gustaría dirigirlo yo, como primera opción.

5. Los únicos cortos visibles que he grabado como directora han sido los de la ECAM. Tengo piezas grabadas fuera de la escuela, pero como pequeños divertimentos para hacer y ver con mis amigos. Actualmente me encuentro en fase de posproducción de mi corto final de estudios (me queda Sonido, Mezclas, Etalonaje, Subtitulado…), que se enviará a distintos festivales a partir del 2015.

La página de Vimeo con prácticas de otros años: http://vimeo.com/channels/478747 (Aquí se puede ver mi práctica de ‘Estilo y Narrativa’ de ‘Los ojos sin rostro-B)

La página de Vimeo de la ECAM: http://vimeo.com/ecam ‘Habitaciones contiguas’, ‘Un día especial’ y ‘Carne’.

Dirección de contacto: martamedinadelvalle@gmail.com

SUSANA CÁMARA, MIGUEL CIUDAD Y FRAN MORAGA han sido alumnos del Máster de guión de cine y televisión de la Universidad Pontificia de Salamanca. El guion que han escrito entre los tres se titula “Santa Bárbara”.

1. Año 1919 en Barcelona. Son los años del pistolerismo. La ciudad se ve envuelta en una guerra que enfrenta a la patronal y a los sindicatos. Atentados y asesinatos hacen correr ríos de sangre por la ciudad condal.
Cuando Salvador (26), regresa de la guerra de Marruecos, va a vivir con su hermano mayor Francesc (33) -un sindicalista que aboga por la lucha pacífica- y con su mujer, Emma (23).
Tanto Salvador como otros ex soldados son contratados como matones por los principales empresarios de la ciudad. Su “trabajo” consiste en proteger a sus jefes y en reprimir las movilizaciones de obreros y sindicatos.
Salvador es contratado por el Sr. Balaguer (55), propietario de una importante fábrica textil en la que trabaja Emma, la mujer de su hermano.
Ser un matón le brinda a Salvador la oportunidad de huir de la miseria, accediendo a un mundo de lujo y derroche, pero también abre una brecha irreparable entre los dos hermanos.
Una brecha que se hace aún mayor cuando Salvador se enamora de Emma.
Al mismo tiempo, Balaguer, el empresario, también pretende a Emma. Y está dispuesto a lo que sea con tal de conseguirla…

2. Drama años 20. Crimen.

3.”El Asesinato de Jesse James por el Cobarde Robert Ford”, “Drive” o “Mátalos Suavemente” en cuanto a personajes. En cuanto a temática y ambientación, tomamos como referencia series como “Boardwalk Empire” o “Peaky Blinders”.

4. Ahora mismo se encuentra aún en desarrollo, sin embargo, creemos que tiene la suficiente solidez como para intentar moverlo mientras seguimos puliéndolo.

5. El proyecto nació como algo nuestro y nos gustaría que la historia algún día pudiera llegar a hacerse, pero claro, somos conscientes de que ninguno de nosotros tiene la suficiente experiencia profesional en dirección. Por lo que nuestra aspiración no es llegar a dirigirlo.

Dirección de contacto (Susana Cámara): scamaracuenca@gmail.com

EMILIO LEÓN ha sido otros de mis alumnos “online” del Instituto del cine. Su guión se llama “Gigante”, y a mí me gusta tanto, que si fuera productor y director, lo compraría ahora mismo.

1. Agustín nace a final del siglo XIX. Es un gigante de 2 metros 35 cm, que vive en una España en la que el español medio apenas sobrepasa el metro sesenta. A los 14 años, Agustín es vendido a un circo ambulante a cambio de un puñado de monedas y algo de comida.
En el circo, Agustín viaja por toda la geografía española, siendo una de las estrellas más valoradas del espectáculo.
Diez años después, durante su estancia en Madrid, Agustín conoce a Alfonso, un reputado antropólogo que sabe que al gigante le queda poco de vida y quiere embalsamar su cuerpo cuando fallezca.
Alfonso ofrece a Agustín una gran cantidad de dinero por su cuerpo y éste lo acepta. La única condición para cobrarlo es que el gigante se quede en Madrid. Para asegurarse de que sea así, Alfonso divide el dinero en pagas diarias, como si fuera un sueldo.
Pero Agustín gasta todo su dinero en Lucía, una prostituta del burdel de “La Antonia”.
Lucía ve en Agustín un hombre que la respeta, y el gigante ve en ella la posibilidad de tener una vida normal.
Poco después Agustín empieza a empeorar y Alfonso ve cada vez más cerca el momento en el que podrá embalsamar su cuerpo.
El circo regresa a la ciudad y Lucía y Agustín pretenden huir con él, pero Alfonso descubre su plan y…
…si queréis saber cómo termina la historia, tendréis que leer el guión.

2.La historia del gigante es un drama histórico inspirado en hechos reales.

3. Se me ocurren varias películas, la más clara quizás sea “Freaks: La parada de los monstruos”. Un circo ambulante, el amor entre un monstruo y una persona normal. Monstruos que conviven entre ellos y personas normales que no los aceptan por ser diferentes.
“The station agent” tiene una similitud en la forma introvertida de enfrentarse Agustín a la vida normal fuera del circo.
Al igual que la películas anteriores, “Gigante” nos muestra un sueño inalcanzable, un amor imposible y la crueldad de la vida cuando eres diferente.

4.El guión se encuentra en la segunda versión, con una gran cantidad de marcas de rotuladores; post-it con anotaciones; ideas, sugerencias y escenas.

5. En primer lugar terminarlo. Tengo asumido que la situación de la cinematografía española no está como para hacer una película de época, con un gigante, un circo freak y un Madrid del siglo XIX (si no eres un reputado director). Así que una posibilidad es hacer que llegue a Sudamérica o Estados Unidos.
Siempre que escribes una historia, te imaginas ese mundo. Lo recreas plano a plano. Sí que me gustaría dirigirlo, aunque creo que ahora mismo hay directores que si aceptaran el guión, podrían hacer cosas interesantes. Por ejemplo, imagino a Guillermo del Toro. Gigante tiene ese componente de realismo mágico, que él trabaja muy bien. Ver a un gigante en el Madrid del esperpento, tiene algo mágico.

Dirección de contacto: emilio@happiend.com

Y ahora…

…¿hay alguien ahí?

 


LA VOLUNTAD

3 marzo, 2013

por Sergio Barrejón

La semana pasada terminé mi curso monográfico sobre “El oficio de guionista” en la ECAM. La sensación que me quedó fue agridulce. Desde luego, disfruté mucho con las clases. Creo que conseguí comunicar a los alumnos una razonable mezcla de energía positiva y prudente escepticismo.

Charla “Recursos para guionistas en Internet”. Madrid, junio 2011. Foto: Gorka Basaguren

Y es que odio esas charlas sobre guión en las que, independientemente del tema propuesto, el ponente acaba lanzando un mensaje pesimista, un está to mu mal. ¿Para qué sirve decir eso? Claro que está todo mal. Pero no en el guión. En todas partes. Hay guerras. La gente se muere de hambre. Nos acechan todo tipo de peligros: el cáncer, el SIDA, Ruiz Gallardón.

Está to mu mal podría ser quizá un buen punto de partida. Puede servir como revulsivo, para ponerse a trabajar, a mejorar las cosas. Pero soltar un está to mu mal como conclusión… eso es una putada. Estimados colegas: si no tenéis nada mejor que comunicar, quizá haríais mejor no dando conferencias. Porque estar ahí en una tribuna, cobrando por hablar a jóvenes aspirantes a guionista, en cierto modo ya demuestra que no to está tan mal.

Mi planteamiento con el curso “El oficio de guionista” era ejercer de fantasma de las navidades futuras con los alumnos de 2º y 3º de guión. Advertirles de los peligros que les acechan si quieren dedicarse a esto profesionalmente. Peligros que no sólo acechan en los despachos de los productores (tan demonizados los pobres, cuando no son ni de lejos los verdaderos malos de esta película), sino mucho más a menudo, en el propio despacho del guionista. Malos hábitos mentales, entornos de trabajo nocivos, expectativas poco realistas… Todas esas cosas que hacen que muchos fisioterapeutas nos consideren clientes VIP, y que han creado un enorme nicho de mercado para el Lexatin.

Pero decía que la sensación final ha sido agridulce. Porque siento que se me han quedado cosas en el tintero. Que hay mucho que hablar sobre el guión considerado como oficio, no sólo como arte. Hay mil cursos donde se explican cosas importantísimas como la estructura clásica, la creación de personajes, los diálogos y todo eso. Pero no sé de ningún curso donde te enseñen las claves de una negociación con un productor. Donde te den claves para luchar contra el bloqueo (empezando por entender qué es el bloqueo). Donde te adviertan contra ciertas rutinas perniciosas, desde la procrastinación hasta las malas posturas al teclado.

Y siento que estos temas tan importantes deberían estar al alcance de más gente, no sólo de quince alumnos de la ECAM. Siento que debería organizar un curso abierto, para que todo el que esté empezando pueda asomarse a su futuro y empezar a armarse para la batalla.

Hay un problema, claro: que está to mu mal. Que quién tiene dinero para pagarse un curso así hoy en día. Constantemente oigo de cursos de guión interesantes que se cancelan por falta de alumnos. Nosotros mismos, en Bloguionistas, tuvimos que cancelar dos veces nuestro curso en Hotel Kafka. Aunque la primera edición fue un éxito, ya no es fácil encontrar a ocho personas dispuestas a pagar 12€/hora por un curso de este tipo.

Está to mu mal.

¿O no tan mal?

¿O quizá es que a los problemas económicos se suma un sano y comprensible escepticismo hacia el planteamiento clásico de “siéntate ahí que te voy a contar cómo funciona el mundo”? ¿Es posible que estemos llegando a un agotamiento de ese modelo?

Vamos a probarlo. Vamos a intentarlo al revés: ¿Y si yo propusiera un curso donde sólo pagas si te gusta? Te apuntas por email, y sólo pagas al final del curso lo que tú consideres que vale un curso así.

Si te sientas en clase, y a la media hora piensas “esto es una pérdida de tiempo”, te levantas y te largas. Te ha costado cero euros. Si por el contrario te pasas ahí las cuatro horas y piensas que ha merecido la pena, pues a la salida de la clase habrá una hucha. Deja dentro lo que creas que ha valido la experiencia. La voluntad, vaya.

Por dar una cifra orientativa, creo que no sería exagerado tasar en 40€ un curso de cuatro horas con estas características. Pero tampoco me parece lógico pedir esa cantidad de entrada. Si hay alguien que sólo puede pagar 20€, pues qué le vamos a hacer. No voy a plantarme junto a la hucha a mirar cuánto pone cada uno. Cuando llegue a mi casa, contaré la pasta, y valoraré la experiencia. Si el resultado es bueno, intentaré repetirla lo antes posible. Si no lo es, al menos habré intentado marcar una diferencia.

Tampoco me quiero hacer el Quijote. Si hago esto, es porque espero sacar dinero a cambio. Yo también sufro la extendida manía de comer tres veces diarias. A veces incluso quiero postre, llamadme caprichoso. Pero entiendo perfectamente que haya quien no esté dispuesto a pagar de entrada por oírme contar batallitas. Y por otro lado, estoy tan convencido de que el contenido del curso es muy muy útil, que doy por hecho que al final en la hucha habrá lo que tiene que haber. Lo justo para tres comidas, dos lexatines y una sesión de fisioterapia.

¿Qué opináis? ¿Funcionaría algo así?

Actualización: los que estéis interesados en el curso, escribidme (sin compromiso) a bloguionistas@gmail.com. Así podré informaros de cuándo y dónde se celebrará. Calculo que será en mayo en Madrid, y quizá otra ciudad a decidir.


EL RELATO

14 febrero, 2013

por Sergio Barrejón.

ECAM-vista-pajaro

“Todos somos personajes de un relato. De varios relatos, de hecho. Nos han asignado un papel a cada uno, y se espera que lo desempeñemos según un guión establecido. Y nos pasamos la vida interpretando obedientemente esos papeles, como si realmente tuviéramos que hacerlo. Como si hubiéramos pedido que nos asignaran ese rol.

Pero no es así. Cualquier relato en el que te hagan participar sin preguntarte antes es, por definición falso, y sirve a intereses ajenos.

Sé que esto suena muy abstracto. Pongamos un ejemplo. En esta clase, en la disposición de los muebles de esta clase, hay un relato. Un relato bastante claro. Veamos: tengo todo este espacio abierto para moverme, tengo una mesa grande y tengo un ordenador conectado a un proyector. Todo indica que el protagonista del relato soy yo. O el narrador, si queréis. ¿Y vosotros? Bueno, todas vuestras sillas son iguales y sólo tienen una pequeña mesita plegable, así que todo indica que sois poco más que figurantes. Y todas vuestras sillas están dispuestas mirando hacia mí, así que parece claro que en este relato yo soy el que habla, el que tiene algo que decir, y vosotros estáis interesados en eso, porque os sentáis ordenadamente a escuchar. Según este relato, yo sé cosas que vosotros ignoráis y debéis sentaros a aprenderlas. Pero eso no es necesariamente cierto.

¿Os dais cuenta de lo diferente que sería el relato si las sillas estuvieran dispuestas en círculo, y yo me sentase en una de ellas, exactamente igual que vosotros? ¿Verdad que las relaciones entre personajes cambiarían bastante?

También me parece significativo que toda la primera fila esté vacía. Todos os sentáis a partir de la segunda. Y ocupáis cuatro filas, aunque cabríais en sólo dos. A mí eso me habla de un cierto escepticismo hacia el relato de esta clase. Aceptáis el rol, pero no os convence del todo. Podría ser peor.

Vamos a ver más relatos que os afectan. Antes, un compañero vuestro me pedía que os hablase de “la selva” que os espera ahí fuera cuando terminéis vuestros estudios, y cómo sobrevivir en ella. Otro relato falso en el que os han asignado un papel muy concreto.

No existe esa selva. Al menos, no como estadio opuesto al que vivís ahora. No existe una separación, ni de espacio ni de tiempo, entre la escuela y el mundo real. Ya estáis en el mundo real. ¿Sabéis lo que pasa con las escuelas de arte? Y ojo, no estoy hablando de esta en concreto. Hablo del propio concepto de “estudiar una disciplina artística durante equis años”. Pasa que muy frecuentemente se crea un relato falso según el cual vosotros, durante esos años, sois pupilos-aún-no-preparados para desenvolveros en el mundo real. Necesitáis primero formaros, antes de salir a “la selva”.

¿Y qué ocurre si aceptáis ese papel? Que vosotros mismos construís esa selva. Es una profecía autocumplida. Os habéis convencido de que no seréis artistas hasta que no os hayan ungido, hasta que no hayáis superado el rito iniciático de “la graduación”, “el proyecto de fin de carrera” o como lo llamen aquí. Consecuentemente, no os atrevéis a comportaros como profesionales, porque se supone que todavía no ha llegado el momento. Y de manera natural, encontráis confort en esta etapa en que la negligencia es aceptada.

De esa manera, levantáis un muro entre el microclima híper protegido de la escuela (donde os movéis siguiendo a un guía, donde todo está estructurado, donde tenéis derecho a equivocaros porque habéis pagado por ello) y “la selva” del mundo laboral, donde cada uno tiene que encontrar su hueco, sin una equis que marque el lugar del tesoro, y donde el derecho a equivocarse se cambia por la obligación de solucionar problemas.

Es una dinámica muy parecida, y por favor, que esto nos parezca una crítica a esta escuela ni a ninguna en concreto, a la de una secta: primero se te comunica la existencia de un problema tremendo e inquietante, y una vez que tienes miedo, se te ofrecen las herramientas para volver a sentirte seguro… siempre que sigas dentro de la secta y respetes sus normas sin siquiera cuestionarlas.

El secreto es que ese problema tremendo e inquietante… no existe. Y el miedo tampoco. El miedo no es nada. Sólo es una disposición mental inducida que lleva a la parálisis y a la autocompasión. Sólo existe la selva que tú plantas y riegas con miedo.

Lo único cierto es que todas las tardes un montón de gente paga por meterse en una sala oscura a que le cuenten una historia. Y esas historias tiene que inventárselas alguien.

Lo único cierto es que escribir un guión es fácil. Hacerlo bien es complicadísimo, sí, pero desde el punto de vista físico, es fácil. Tan fácil como sentar tu culo delante del teclado, no entrar en Facebook, y apretar las teclas unos cuantos miles de veces.

Si ése es el personaje que quieres interpretar en el relato de tu vida, lo cierto es que nada ni nadie te lo impide. Dejad de pedir permiso. Dejad de esperar que alguien os lo encargue. Encontrad vuestro personaje, escribid vuestro relato.”

Extracto (retocado y mejorado) de una de mis clases sobre “El oficio de guionista” en la ECAM.

P.S. El próximo jueves, 21 de febrero, se estrena en Madrid mi último corto, #STOP. Será a las 21.00 en los cines Kinépolis, con entrada gratuita y fiesta posterior. Más información y reserva de entradas (a partir del lunes) en CORTÓPOLIS. Aprovechando la ocasión, he colgado el guión del corto en la sección Descargar Guiones. Y de paso, aquí está el trailer

 


A %d blogueros les gusta esto: